fbpx

¿Quieres cambiar la decoración de tu casa sin gastar mucho dinero? Pues la mejor manera de hacerlo es dándole nueva vida a tus paredes. Y que mejor para hacerlo que crear un póster original con tus mejores fotos.

Con unos cuadros llamativos cualquier lugar de tu casa se sentirá renovado. Y es que la vista tiende a fijarse primero en lo que está a su misma altura.

Muchas veces, las mejores imágenes se consiguen con un toque de suerte. Úsala para imprimir un póster único que personalice tus espacios.

Aprovecha ese espontáneo retrato de tus hijos o esa foto del atardecer soñado para alegrar la sala o el cuarto de estar.

La opción más sencilla es imprimirlo en un formato grande, de al menos 50 x 70 cm y enmarcarlo con una montura sencilla o sobre un bastidor.

¿Cómo hacer el diseño de un póster?

Sin embargo, si te animas a jugar con el diseño, puedes crear una pieza realmente impactante aunque no seas un experto.

Para ello puedes hacer uso de alguno de los softwares gratuitos, que se encargan de ajustar la imagen, te permitirán añadir textos o modificar los colores.

Algunos pueden usarse incluso desde el móvil, pues tienen una navegación muy intuitiva y hasta ofrecen plantillas prediseñadas.

Te recomendamos que pruebes nuestro programa gratuito con el que podrás diseñar un pòster. Funciona tanto con Windows como en Mac.

Siguiendo las indicaciones del menú, en apenas cinco pasos podrás hacer un póster muy original, dividiendo en secciones tu foto favorita. Puedes usarlo tanto en retratos como en paisajes, creando pequeños posters que unidos forman la imagen.

Al finalizar tu trabajo se guardará como un PDF que podrás imprimir directamente desde el programa de Snappybook con el que creaste el póster.

Mejores formatos para diseñar el poster

Si tus techos son altos opta por un formato vertical de, por ejemplo, nueve impresiones de 30 x 40 cm.

Crear un Poster Original con Fotos

O, si realmente deseas llamar la atención con tu foto, puedes hacer tres impresiones de 70 x 100 cm para colocarlas sobre el sofá.

Posteriza

Si deseas añadir algún texto a tu cuadro, te conviene entonces usar Posteriza, otra aplicación gratuita, exclusiva para Windows. Es muy similar a Posterazor, pero permite, además, agregar bordes, marcos  y una capa de texto.

DesignCap

Cuando se trata de pósteres para promocionar un evento, y quieres un resultado efectivo. Es preferible apostar por las plantillas prediseñadas que ofrecen sitios como DesignCap.

Esta plataforma te permite diseñar pósteres y flyers completamente online, de manera gratuita y sin tener que registrarte.

Además de los cientos de plantillas disponibles. DesignCap cuenta con miles recursos como fotografías, cliparts, fondos y fuentes que puedes usar y modificar libremente.

Juega a tu antojo con todos los elementos, superponiéndolos en capas, volteándolos o variando la transparencia.

El producto final es un archivo en JPG o PNG que puedes descargar en diferentes tamaños, entre 1587 y 4959 píxeles. Por lo que pueden imprimirse en gran formato sin perder calidad.

Desygner

También es muy versátil la aplicación Desygner, pues no solo permite trabajar desde el ordenador, móvil o tableta. Sino que los diseños pueden compartirse por redes o imprimirse.

Ofrece una versión libre, con miles de fondos, stickers y formatos de texto, pero lo que realmente le hace destacar es su biblioteca de imágenes, con millones de fotos y vectores gratuitos.  

Además, puedes importar tus fotografías y textos desde PDF, PSD y Microsoft Powerpoint, y al momento de descargar tu póster podrás seleccionar entre formatos PDF, JPG o PNG.

La aplicación cuenta con más de un millón y medio de usuarios en todo el mundo y se estima que cada minuto se realizan aproximadamente unos 24 diseños.

Crello

Otra buena alternativa es Crello. Posee muchas herramientas y recursos pero algunos de ellos son de pago.

Como paso previo deberás registrarte para acceder a su galería de imágenes y otros elementos como fondos, marcos, stickers e iconos.

La aplicación te permite descargar tus póster o compartirlos en línea, además de ofrecer un espacio online para archivarlos.

Canvas y BeFunky

De manera similar funcionan los dos sitios de diseño online más conocidos: Canvas y BeFunky.

El primero de ellos permite retocar y editar imágenes y aplicarlas en toda clase de diseños. Puedes trabajar sobre un lienzo en blanco o modificando alguna de sus plantillas.

«Diversidad de formatos de impresión»

Permite recortar las fotos, aplicarles filtros y añadir textos. El trabajo final se puede descargar en formato JPG o en PDF, y está listo para imprimir.

BeFunky también cuenta con una amplia variedad de plantillas a las que puedes añadir o quitar elementos para adaptarlas al diseño que desees lograr.

Trabaja con vectores, fotos y textos, fácilmente modificables a través de su menú de edición.

Al terminar tu póster puedes exportarlo, publicarlo en redes sociales o subirlo a la nube en espacios como Dropbox o Google Drive. Por supuesto, también puedes descargarlo en tu ordenador.

Tanto BeFunky como Canvas requieren registro de tus datos, pero es un proceso rápido y sencillo que se compensa por la variedad de los recursos que ponen a tu alcance.

Scribus

Para los que quieren tener un control total sobre la impresión de pósteres, Scribus es la mejor opción.

Se trata de una aplicación de código abierto inicialmente concebida para la autoedición. Pero que funciona muy bien para diseñar pósteres y folletos.

Su interfaz es fácil de usar, y no requiere conocimientos técnicos de diseño o impresión. Y si tienes alguna duda puedes recurrir a los tutoriales gratuitos y al wiki en línea.

Permite controlar la visualización y conversión de colores CMYK, colores planos y perfiles ICC. Tu creación se guardará como PDF, con variadas alternativas de exportación.

Elige el mejor diseño para tus carteles

Sea que necesites imprimir un póster para decorar tu casa o unos cuantos para dar a conocer una actividad, debes prestar mucha atención a su diseño.

En la actualidad se usan mucho los formatos cuadrados, porque rompen con la norma del cartel vertical y permiten hacer composiciones con pósteres complementarios.

Aspectos a tener en cuenta

Recuerda que el equilibrio de los textos e imágenes es clave para lograr un póster llamativo y que comunique efectivamente tu mensaje.

El nombre del evento o el texto que deseas añadir a tu foto, debe destacar, pero sin ocultar o restar protagonismo a la imagen.

Usa un tamaño de letra apropiado, que pueda leerse a cierta distancia y elige un color que contraste con el fondo.

Haz un buen uso de la tipografía y utiliza negritas para resaltar textos importantes. O aumenta el espacio entre las letras para darle mayor relevancia.

Puedes combinar distintas fuentes, e incluso usar alguna que simule un texto escrito a mano para destacar alguna información.

«El número idóneo de fuentes no supera las 3»

Pero no exageres, porque si mezclas demasiadas tipografías podría verse desordenado. Como consejo, usa un máximo de tres fuentes diferentes.

Si se trata de un evento, asegúrate de incluir la fecha en una posición y con un tamaño legible, pero más pequeño que el del título principal.

Si lo consideras necesario añade un subtítulo o texto explicativo redactado de forma llamativa.

Procura ser preciso pero breve, para que la frase no tenga más de 3 a 5 palabras. Piensa en la característica que distingue a la actividad y en el público al que va dirigida.

Ahora dedícate a elegir la mejor imagen para crear un fondo acorde con la temática. El color predominante de la fotografía debe combinar con el del texto.

No te olvides de los tonos

Elige tonos complementarios y no dejes de probar efectos como los duotonos en las fotos. Nuestra recomendación es que no uses más de tres o cuatro colores que armonicen entre sí.

Crear un Poster Original con FotosCrear un Poster Original con Fotos

Puedes usar formas geométricas, como círculos, rectángulos o cuadrados para enmarcar el texto. Pero si los aplicas con relleno gradúa muy bien su intensidad o transparencia. Para que no oculten la imagen de fondo.

«Utiliza la superposición de fotos para lograr imágenes únicas»

Hay algunos recursos que funcionan muy bien y puedes incorporar en tu diseño sin mayores complicaciones. Por ejemplo, la superposición de dos fotos, aplicando transparencias en la  imagen frontal.

No descartes las ilustraciones, sea como imagen principal o como complemento de la fotografía. El uso de este recurso es muy llamativo y te permite crear pósteres muy actuales.

Pero si necesitas una solución rápida y segura, y no confías en tus habilidades de diseño. Es mejor que optes por una plantilla prediseñada y la edites según tus necesidades.

Eso sí, si es un póster para un evento o actividad comercial asegúrate de utilizar imágenes y plantillas libres de derechos. Para no tener problemas con asuntos de propiedad intelectual.

Al momento de imprimirlos, opta por servicios especializados que garanticen un acabado final de calidad.

«Mantén la nitidez con el papel fotográfico»

El papel fotográfico es una muy buena alternativa, porque mantiene la nitidez de las imágenes y resalta sus colores.

En Snappybook encontrarás muy buenas alternativas de tamaños y formatos, que funcionan a la perfección con cualquier diseño.   

 

A %d blogueros les gusta esto: